Autores

Domínguez, Oscar (1906 - 1957)

Nacido en la localidad tinerfeña de La Laguna, el 9 de enero de 1906, Oscar Domínguez es uno de los artistas más seductores e interesantes de la Escuela de París. Autodidacta e inquieto desde su juventud, Domínguez realiza su primer viaje a París en 1927, quedando irremediablemente fascinado por la corriente surrealista que esos años vivía su momento de mayor esplendor. Dos años más tarde se traslada definitivamente a la ciudad del Sena, donde pronto comienza a pintar obras en clave surrealista que despiertan gran interés entre el ambiente artístico de las vanguardias. La década de los 30 es especialmente importante en lo personal y profesional. Comienza una interesante trayectoria de exposiciones individuales y colectivas, e inicia su amistad con el grupo surrealista liderado por André Breton, en el que es acogido con entusiasmo y del que posteriormente sería integrante oficial, participando activamente en las exposiciones y actividades que estos organizaron, hasta que tras la Segunda Guerra Mundial rompe definitivamente con Breton. En esos años comienza a experimentar con técnicas de automatismo, dejando como aporte innovador la decalcomanía, que consistía en introducir pintura líquido entre dos hojas de papel presionándolas sin control Además de Breton, fue discípulo y amigo de Dalí, Tanguy Max Ernst, Matta, Jean Arp o Picasso, entre otros. A finales de los 30, se deja llevar por el proceso gestual y experimenta con los paisajes cósmicos originados por el automatismo gráfico. Posteriormente, y ya en las décadas de los 40 y 50, la trayectoria artística de Domínguez recorre interesantes períodos como los relacionados con los objetos mecánicos, los conceptos metafísicos, la pintura de referencia picasiana o las tauromaquias. Además trabajó la escultura surrealista, a la que incorporaba elementos tipo ready-made. Enorme en su aspecto físico y con una personalidad arrolladora, Oscar Domínguez representa la imagen perfecta de artista surrealista, con todo lo positivo y negativo que arrastra el concepto. Intentó dominar el torrente de vitalidad y creatividad que poseía con un exceso de alcohol y pasión que desembocaron en largos episodios de frenesí y depresión que finalmente pudieron con él la noche de su suicidio, el último día del año 1957. “(...) En medio de la espantosa inestabilidad de esa época conocí a un personaje extraño, el gran pintor español, en realidad canario, Oscar Domínguez. En los frecuentes encuentros en su taller, me insistía para que abandonase las “pavadas” del laboratorio y me dedicase por completo a la pintura. Pasábamos largas horas literalmente delirando, entre el olor a la trementina y la botella de cognac o de vino que no cesaba de correr por nuestras manos. La instigación al suicidio, por momentos aterradora, era una presencia constante luego de acabar cada botella. Sugerencia que me reiteró un domingo lluvioso, a la vuelta del Marché aux Puces. Yo le respondí: “No Oscar, tengo otros proyectos”. Ernesto Sábato

Obras

La menace

La menace (1943)

Óleo sobre lienzo

22 x 35 cm

En el verano de 1942 Oscar Domínguez desarrolla, junto al científico y escritor Ernesto Sábato, la teoría, después publicada en La Conquete du Monde par I´Image, de la Petrificación del Tiempo, también llamada de las Superficies Litocrónicas, motivo de una serie de obras que incorporan elementos de aspecto cristalizado y configuraciones de formas reticulares evocadoras de un tiempo y un espacio infinito. El origen de esta serie la recuerda así el propio Sábato: “Sus locuras, sus permanentes divagues eran un espacio de libertad en medio de la estrechez del mundo cientificista. Su desenfreno era capaz de promover las ocurrencias más disparatadas. En un tiempo, se había dedicado a la investigación, dentro del dominio de la escultura, para obtener superficies “litocrónicas”. Como yo venía de la física, inventé esa palabra que significa “petrificación del tiempo”, broma que se me ocurrió basándome en la conocida yuxtaposición, hecha por Oscar, de la Venus de Milo con un violín. Le sugerí entonces la posibilidad de forrar la escultura con una fina y elástica tela para luego desplazar el violín en diferentes formas, y lograr así lo que él denominó en su jerga “anquietanz”. Enlazadas con esta serie, que durará hasta 1944, Domínguez realiza un grupo de obras en las que pinta grandes mesas con cajones abiertos, definidas por marcadas diagonales y ángulos en picado afines a aquellas estructuras de redes angulosas. Aparte de La Menace, destacan, entre otras, Naturaleza muerta con prisma, Le plus clair du temps, La mesa roja o El mapamundi, todas ellas de 1943. Además de los elementos habituales en la iconografía del autor, como máquinas o revólveres, sobre estas mesas Domínguez representa reiteradamente una serie de elementos que remiten al concepto de temporalidad que años atrás había elaborado Einstein, estudiado con Sábato en la teoría de la Petrificación del Tiempo. Entre estos elementos destacan los relojes de arena y de sol, mariposas que nos hablan de lo efímero o piedras grabadas con fósiles que ilustran la eternidad. En esta ocasión incluye otro de sus iconos más recurrentes, el escorpión, en alusión a su canarias natal, elemento simbólico muy común en diversas creencias de civilizaciones antiguas.

EXPOSICIONES:

  • Oscar Domínguez et el surrealisme 1906-1957, Musee cantini, Marsella, 2005
  • Oscar Domínguez, Castillo Maya, Pamplona, 2003
  • A Coruña, Con Mirada Propia, Palacio Municipal Exposiciones Kiosko Alfonso, 2007
  • Santiago, Museo do Pobo Galego; Pontevedra, Museo de Bellas Artes; Ourense, Diputación Provincial;  Lugo; Diputación Provincial; Itinerarios artísticos;  FMJJ, 2006
  • El Espejo Que Huye. Obras Colección FMJJ; Centro Cultural Palacio Revillagigedo, FMJJ-Cajastur, Gijón, 2009
  • Oscar Domínguez: Una existencia en papel. TEA Tenerife espacio de las Artes. Febrero-octubre 2011
  • QUÉ HACE ESTO AQUÍ? Arte Contemporáneo de la Fundación María José Jove en el Museo Lázaro Galdiano. Sede exposición: Museo Lázaro Galdiano, Madrid, Abril-Junio 2011

LITERATURA:

  • Catálogo exp. Oscar Domínguez et el surrealisme 1906-1957, Musee cantini, Marsella, 2005 (repr. color págs.149,219)
  • Catálogo exp. Oscar Domínguez, Ed. Fundación Caja Navarra, Pamplona, 2003 (repr. color pág.32)
  • Catálogo exp.Con Mirada Propia, Palacio Municipal Exposiciones Kiosko Alfonso, A Coruña, 2007 (repr. color  pág.65)
  • Catálogo exp.  Itinerarios artísticos; Santiago, Museo do Pobo Galego; Pontevedra, Museo de Bellas Artes; Ourense, Diputación Provincial;  Lugo; Diputación Provincial; FMJJ, 2006 (repr. color pág. 117)
  •  175 Años de Pintura Española, Fundación María José Jove, A Coruña, 2007 (repr. color pág. 55)
  • David Barro, Cat. El Espejo Que Huye. Obras Colección FMJJ, Ed.FMJJ-Cajastur
  • Marta García-Fajardo, Amparo López Redondo, Estrella de Diego. Cat. QUÉ HACE ESTO AQUÍ? Arte Contemporáneo de la Fundación María José Jove en el Museo Lázaro Galdiano. Ed. Fundación María José Jove, A Coruña 2011. Il. Color
  • Garabatos y dibujos infantiles: una aproximación diferente a nuestra colección de arte. Ed. Fundación María José Jove, A Coruña, 2010